La inflación no puede con la rentabilidad del alquiler

FUENTE: Elaboración propia

En el panorama económico actual marcado por el aumento del coste del dinero, los inversores, pero, sobre todo, los pequeños inversores, ven con cautela interés e incluso miedo los cambios y evolución de sus ahorros.

Este año, el aumento a ritmo vertiginoso de la inflación está derrumbando la rentabilidad de los activos financieros. Además, el patrimonio aún endeudado también empieza a dar problemas a los propietarios con hipotecas variables. En algunos casos las economías domésticas están sufriendo variaciones e inestabilidad con grandes consecuencias en su día a día.

Frente a estas situaciones hay un valor que resiste en datos interanuales e incluso sigue marcando rentabilidades del 4% según TINSA: el alquiler.
La vivienda siempre ha sido un valor refugio en nuestro país. Históricamente aguanta envites a medio y largo plazo, sin embargo, en la visión corta de este 2022 también se ha consolidado en la inversión más segura, estable y rentable de las habituales entre los inversores pequeños y medianos.
En los últimos tres años, el alquiler más la variación de precios logra de media un retorno del 7,5% y sólo el alquiler del 3,73%, según certifican los datos del Banco de España. Entre 2019, 2020 y 2021, el retorno medio del Ibex 35, sin embargo, fue del 1,4%.

“¿Qué hago con mis ahorros?”
Decidir cómo invertir los ahorros que tanto esfuerzo cuesta acumular es, posiblemente, la cuestión más difícil y por tanto requiere de un estudio personal exhaustivo por un profesional. Sin embargo, la realidad es que en la situación actual la banca, a pesar de la subida de tipos de interés, sigue sin remunerar los depósitos; y otras vías que hace poco parecían el futuro fácil como las criptomonedas, en tiempos de incertidumbre no dan la confianza necesaria por, entre otras cosas, no estar regulados. Aunque parezca una cosa muy tradicional, comprar para alquilar sigue siendo la inversión más segura y rentable ahora mismo.

“¿Cómo elijo qué comprar?”
Cada zona y situación debe ser tenida en cuenta, aunque de manera general podemos decir que cuanto más estándar es una propiedad, más estabilidad ofrece puesto que es más fácil encontrar inquilino. Otra visión sería asumir más riesgo por un inmueble más singular, con características deseadas y escasas, y así obtener mayor rentabilidad a largo plazo si conseguimos un buen precio de compra.
Otra de las generalidades en cuanto a la recuperación de la inversión es que suele compensar comprar y reformar, que comprar una vivienda perfecta y llave en mano.

¿Analizamos tu caso?

Valora tu propiedad